BABYCARESLEEP
17 enero, 2017
NANOSPORT
17 enero, 2017
Show all

PUMA

Un sistema basado en textiles inteligentes consigue prevenir la aparición de úlceras por presión en usuarios de sillas de ruedas.

PUMA

Millones de usuarios de sillas de ruedas en todo el mundo son propensos a desarrollar lesiones cutáneas o del tejido subyacente que reciben el nombre de úlceras de decúbito o úlceras por presión. Para detectar el riesgo de desarrollo de estas úlceras en una fase temprana, un grupo de investigadores europeos ideó un sistema novedoso, portátil y no invasivo.


Las úlceras de decúbito se producen por una alteración de la circulación del torrente sanguíneo debido a un exceso de presión, fricción o esfuerzo cortante. Las personas que sufren lesiones medulares tienen dañado el sistema vasomotor y carecen de determinados mecanismos preventivos naturales como la percepción del dolor o la capacidad de cambiar de postura para reducir la hiperemia local. Casi la mitad de las personas que padecen lesiones medulares desarrollan una úlcera de decúbito en los primeros cinco años después del traumatismo, y un 8 % de ellas llegan a morir a causa de las complicaciones asociadas.

Aunque un 95 % de las úlceras de decúbito son evitables, los dispositivos actuales no las previenen con eficacia. No obstante, el pronóstico es excelente en las primeras fases y las úlceras de decúbito se curan por sí solas al eliminar la presión.
Con ese objetivo en mente, el proyecto PUMA (Development of a non-invasive and portable tissue viability measurement and intelligent actuation system for the prevention and early detection of pressure ulcer risk at tetraplegic SCI users), financiado con fondos de la UE, se propuso desarrollar una silla de ruedas basculante con un sistema de vigilancia integrado, un cojín dinámico y un sistema de electroestimulación.

La innovación de este sistema radica en el uso de un tejido inteligente repleto de sensores específicos que son capaces de medir la viabilidad del tejido y la presión sobre las nalgas. Este sistema activa un cambio de postura del paciente para liberar la presión detectada y evitar la formación de úlceras de decúbito. Además, mediante la estimulación funcional eléctrica, el dispositivo PUMA mejoró el estado muscular y vasomotor de las personas con lesiones medulares.
El sistema PUMA se validó en cada una de las fases de diseño y desarrollo para garantizar su adaptación a las necesidades impuestas por las lesiones medulares. Teniendo en cuenta que el tratamiento de las úlceras de decúbito es difícil, costoso y arriesgado para los pacientes, el dispositivo propuesto ofrece una alternativa de peso para detectar las úlceras de presión en sus primeras fases y ayudar a prevenirlas.

 
 
Este proyecto ha sido financiado por la Unión Europea en el 7º Programa Marco, con código FP7-SME-2012-315114.